¿SE TIENE QUE ANDAR SOBRE LAS VIGAS PARA MONTAR CORREAS?

foto de operarios andando sobre viga
Operarios andando sobre viga Doble pendiente, para colocar correas

Cuando estamos montando una nave prefabricada de hormigón o concreto, a la hora de conformar la estructura de cubierta la forma más habitual de hacerlo es  utilizando:

  • Vigas Doble pendiente, o vigas VI,  apoyadas en pilares
  • Correas de hormigón, apoyadas de viga a viga, donde se fijará posteriormente la cubierta.

Ya vimos en detalle, en un artículo anterior como montar una viga doble pendiente, que es uno de los tipos de vigas que estamos hablando, pero hoy nos vamos a ceñir exclusivamente a aspectos de seguridad.

Vamos a ver si es imprescindible que los montadores caminen por las vigas mientras van fijando las correas a las vigas, o por el contrario, podemos hacerlo de otra manera, y eliminar el riesgo de caída en altura.

Es todavía bastante común, cuando se ve montando este tipo de piezas,  a los operarios andando por encima de las vigas atados a "líneas de vida", en ocasiones, de dudosa eficacia, como ya  explicamos en el artículo las líneas de vida que solo tranquilizan al que las ve.

Antes de exponer a nuestros trabajadores a un riesgo tan evidente, debemos de hacernos las siguientes preguntas:

  1. ¿Es la única forma de poder acceder para fijar las correas?
  2. ¿Si hubiera montado la obra de otro orden,  tendrían que andar igualmente  por encima de las vigas?
  3. ¿Si se cayera algún trabajador realizando esta tarea, estoy seguro de que el sistema de línea de vida establecido, soportará el impacto y estoy seguro de que el trabajador no se golpeara con ningún obstáculo inferior?
  4. ¿Si se cae un  operario, dispone de  absorbedor de energía, para que éste no se dañe en la caída?
  5. ¿Si se cae un operario enganchado, tengo previsto como recogerlo? No olvidemos el Síndrome del arnés

No vale tener como respuesta ante estas preguntas:

  • Es el método que tiene mi empresa para sujetar las correas y es el que aplico
  • Si montara con plataformas aéreas de trabajo (PEMP), sería carísimo y la obra no da para tanto
  • Los montadores están acostumbrados a este método y no quieren usar otro
  • Nunca hemos tenido ningún accidente, y siempre hemos montado así.

NORMALMENTE SE ANDA POR ENCIMA DE LAS VIGAS PARA FIJAR LAS CORREAS, PORQUE NO VEMOS OTRO MÉTODO, EN QUE LOS OPERARIOS PUEDAN ACCEDER FISICAMENTE A CADA UNA DE LAS POSICONES DONDE VAN SUJETAS LAS CORREAS, PARA  PONERLAS EN EL SITIO, DESENGANCHARLAS  Y LUEGO FIJARLAS.

LO PRIMERO QUE TENEMOS QUE TENER EN CUENTA ES QUE CADA OBRA ES DISTINTA, Y QUE DEBEREMOS USAR EL MÉTODO MAS IDONEO, Y SEGURO EN CADA CASO.

 

Vamos a ver, empezando por la más sencilla y acabando por la más compleja, las situaciones que más habituales  me he encontrado.

SITUACIÓN 1-NAVE SIN ALTILLOS

Para esta situación, bastante habitual, la empresa  que sigua utilizando " líneas de vida" para este tipo de trabajos, debería, en mi opinión, reconsiderarlo.

En este caso lo más recomendable es la utilización de 2 plataformas elevadoras móviles de personal (PEMP) articuladas o telescópicas,  para que cada trabajador pueda accede a fijar uno de los extremos de la correa.

montaje de correas entre vigas doble pendiente
Montaje de correas entre vigas doble pendiente en nave sin altillos

Como ya vimos en el articulo las 5 claves en la seguridad en el montaje de Prefabricado de hormigón o concreto, el no escatimar en el uso de PEMP,s era la 3ª Clave, y el coste actual de estos medios se debe considerar en fase de oferta, ya que son imprescindibles para hacer el trabajo con seguridad.

Lógicamente,  al aparecer Plataformas elevadoras móviles de personal, aparecen otros riesgos que antes no estaban presentes y que deberemos considerar en el Plan de Seguridad y Salud como:

  • Atropellos
  • Golpes contra obstáculos móviles
  • Paso de cargas sobre personas
  • Riesgo de vuelco de vigas por engancharse con los tensores
  • incendio en el repostaje
  • etc.

Pero con todo, creo que el balance en seguridad para el trabajador es mucho mas positivo con este  método que con el de la utilización de la línea de vida.

SITUACIÓN 2-NAVE CON UN ALTILLO PEQUEÑO

Esta situación va a depender de la posición del altillo en planta y alzado, ya que si está en un lateral o piñon de la nave, bastará con seguir utilizando 2 Plataformas elevadoras móviles de Personal ( PEMP) articuladas o telescópicas, si bien con algo mayor alcance que en la situación anterior, para poder acceder a la correa más desfavorable, y  que deberemos analizar de forma sencilla en cada situación.

SITUACIÓN 3-NAVE CON ALTILLO QUE OCUPA GRAN PARTE DE LA SUPERFICIE DE LA NAVE EN PLANTA

La cosa se va complicando.

Aquí, lógicamente el altillo nos puede limitar el acceso con plataformas a la fijación de las correas , y obligarnos a utilizar líneas de vida, pero antes debemos preguntarnos:

¿PODEMOS MONTAR PRIMERO LA ESTRUCTURA DE CUBIERTA Y DESPUÉS EL ALTILLO?

Esta pregunta es importante, ya que, si lo conseguimos:

  1. Podemos seguir montando, sin utilizar "líneas de vida " como en el caso de una nave sin altillo, mejorando la seguridad en la obra.
  2. No necesitaremos utilizar  una grúa enorme para montar las vigas de cubierta, desde el exterior de la nave,  ni montar elementos menores con una grúa mayor de la necesaria, si hacemos un montaje alterno vigas de cubierta y elementos del altillo.

Dentro de esta situación, y para estandarizar la forma de actuar,  nos podemos encontrar dos variantes:

VARIANTE 1-ALTURA DESDE BAJO VIGA DE CUBIERTA, A PARTE SUPERIOR DEL ÚLTIMO FORJADO MAYOR DE 5 M.

Cuando tengamos esta situación, que  también suele ser bastante común, trataremos la obra como una obra sin altillo.

Montaremos la estructura de cubierta como en la situación 1 con dos plataformas elevadoras móviles de personal, y una vez finalizado el montaje, montaremos por debajo de la estructura de cubierta ya montada, los altillos en los lugares correspondientes.

foto de montaje de altillo por debajo de cubierta
Montaje de altillo por debajo de la estructura de cubierta

Se considera, estando del lado de la seguridad, que con 5 m, es altura suficiente para, utilizando útiles especiales en el peor de los casos, poder montar  el forjado de placas alveolares por debajo de la estructura.

Intentaré en algún artículo posterior, explicar mejor esta situación.

VARIANTE 2-ALTURA DESDE BAJO VIGA DE CUBIERTA, A PARTE SUPERIOR DE ÚLTIMO FORJADO MENOR DE 5 M

Esta es, a mi entender,  la situación más compleja, para garantizar la seguridad en el montaje de los trabajadores, y no puedo dar, como en los casos anteriores una solución estándar.

No puedo decir que se requiera el uso de "líneas de vida" sin conocer todos los detalles del proyecto.

Sería necesario un  análisis particular de cada obra, ya que aparecen muchas mas variables que pueden afectar en la necesidad o no de utilizar líneas de vida como:

  • Situación de pasillos exteriores
  • Tipos de cerramientos en cada fachada y particiones interiores si las hay
  • Accesos a la obra
  • Situación de rampas y existencia de sótanos
  • Longitudes y peso de las vigas y correas de la estructura de cubierta
  • Situación exacta de los altillos
  • Peso y orientación de las placas alveolares y vigas en los vanos
  • Altura libre bajo vigas de forjado
  • Capacidad de carga de los altillos
  • etc.

Y que no me es posible explicar en un artículo, ya que son demasiadas las variables que afectan.

De todas formas,  en el caso más desfavorable, en que no pudiéramos solucionarlo de ninguna manera y tuviéramos que montar líneas de vida, la forma de actuar sería la siguiente:

  1. Montaríamos los forjados
  2. Montaríamos las vigas desde el exterior, colocando líneas de vida antes de montarlas y en mi opinión la de Corta es la más apropiada como ya vimos en un artículo anterior
  3. Accederían los operarios por uno de los extremos y se engancharían a la línea de vida para circulando por estas desenganchar la viga de la grúa una vez estabilizada.

    Foto de trabajador sobre DP montando correas
    Montaje de correas con línea de vida, por existencia de altillo próximo a la viga
  4. Montaríamos las correas con la grúa emplazada en el exterior, circulando anclados  a las líneas de vida
  5. Retiraríamos las líneas de vida por un procedimiento seguro, que dependerá de la situación exacta y características de los altillos.

RESPUESTA A LA PREGUNTA

Respecto a la respuesta a la pregunta si ¿se tiene que andar sobre las vigas para fijar las correas?  atendiendo a lo que he comentado:

En más de un 90% de los casos, para el tipo de obra que montábamos nosotros, la respuesta es que No necesitábamos que nuestros trabajadores anduvieran sobre las vigas. mientras  que en el resto de situaciones, no nos quedaba más remedio que utilizarlas.  La ley lo permite y es un recurso útil, si lo hacemos correctamente y siempre que  no podamos hacerlo de otra manera más segura.

Pero es muy importante tener en cuenta tener  en consideración 4 Aspectos:

  1. Se tiene que saber desde fase de diseño, como se va a montar la obra, ya que afecta a aspectos como la seguridad, además del coste de montaje
  2. No se puede tratar toda la obra igual, si solo en una pequeña parte de la obra e incluso una pieza se tiene que montar con línea de vida, se utilizará exclusivamente ahí.
  3. Se debe organizar la obra teniendo en cuenta lo primero, los aspectos de seguridad, y después coste y rendimiento
  4. Se debe llevar  a cabo la ejecución, como la obra se ha previsto en fase de Diseño. Las improvisaciones suelen conducir a mayores riesgos

 

Si alguien conoce mejores métodos y más seguros de los expuestos para éste, u otro tipo de situaciones, sería un placer aprender de vuestra experiencia.

Compartiendo la información y experiencia, disminuiremos los accidentes en el Montaje de Prefabricado de Hormigón o Concreto en cualquier parte del mundo.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *