¿MONTAR PREFABRICADO CON TOPÓGRAFO O SIN TOPÓGRAFO?

Montar prefabricado con topógrafo. La mejor opción

Hay algunas empresas de prefabricado, normalmente pequeñas, que aún consideran que el uso de topógrafo en el montaje de  una obra de Prefabricado es un gasto que no se pueden permitir.

Que ellos colocan las piezas donde se lo hayan dejado marcado la constructora que ha realizado la cimentación, y si luego hay problemas no es cosa suya. ya que no lo tienen contemplada esa partida en su oferta. Cuando inicié mi andadura por este mundo del prefabricado, hace ya unos años, el replanteo de las obras se realizaba el día antes de la fecha prevista para iniciarse el montaje, y lo realizaba el propio equipo de montaje que iba a montar la obra.

Lógicamente el equipo no disponía ni de la formación ni de los medios para realizar un replanteo preciso.

Solo disponían de  lienzas y cintas métricas para intentar encajar la obra que tenían en los planos, con la cimentación que había realizado el constructor con mayor o menor acierto.

Los errores no eran muy grandes cuando las obras eran rectangulares, pero la cosa se complicaba cuando alguna fachada iba a falsa escuadra.

Era entonces, el día antes de la fecha prevista de inicio de montaje,  cuando se detectaban los errores y se producían las paralizaciones del equipo, transportes y grúas previstas para el día siguiente, si se producía alguna diferencia entre lo real y lo previsto.

Dichas paralizaciones del equipo de montaje daban lugar a discusiones económicas que nadie quería asumir.

De ahí se pasó, aparte de a recomendar encarecidamente al constructor que utilizara topógrafos para replantear la ejecución de la cimentaciones de obras prefabricadas, cuando esa partida no la ejecutaba el prefabricador, a utilizar un topógrafo que replanteara la totalidad de la obra 1 semana antes de la fecha prevista de inicio de montaje, para comprobar la correcta ejecución de la misma y que las piezas prefabricadas se iban a poder colocar en su posición exacta para que encajara el puzle.

Esta actuación previa del topógrafo, independiente del personal de montaje, permitía detectar los posibles errores en la ejecución de la cimentación una semana antes de la fecha prevista de inicio de montaje, disponiendo de un plazo significativo para,  corregirlo y volverlo a comprobar antes de la fecha prevista de inicio de montaje, no afectando ni al cliente, que se le iniciaba la obra en el plazo previsto, ni al equipo de montaje, contratación de los transportes especiales, contratación de grúas móviles etc.

Creo que ese paso fue uno de los pasos más importantes para evitar errores en el montaje de prefabricado de hormigón.

Creo sinceramente que en una obra de prefabricado se puede ahorrar en muchas cosas antes que en el topógrafo.

No solo consiste en contratar topógrafo. Es necesario saber que es lo que le vamos a pedir para que su trabajo sea eficaz y nos cueste lo mínimo.

FASES DE LA ACTUACIÓN DEL TOPÓGRAFO

Vamos a ver, según mi punto de vista, cuales son las fases de actuación del topógrafo y que es lo que le debemos de facilitar en el caso de una obra compleja, es decir una nave industrial o un centro comercial, ya que el caso de puentes u obra Pública en general es más sencillo.

La explicación está orientada a que el Prefabricador gestiona el montaje de la obra fabricada por él. Creo que es la mejor forma para evitar problemas en una obra de prefabricado.

 1ªFASE: RECEPCIÓN DE DATOS POR EL TOPÓGRAFO

Unos 10 días antes de la fecha prevista de inicio de montaje, la oficina técnica del Prefabricador facilitará a su topógrafo, a través del Técnico de Montaje que tenga asignado el montaje de la obra, los siguientes documentos:

  • Un fichero en Cad con el plano de replanteo de la obra. En dicho plano se verán las dimensiones en planta de las piezas prefabricadas a colocar, así como las cotas de apoyo de las mismas, y plano de cimentación.
  • Si la obra lleva pilares o paneles que van a recibir piezas en cabeza, las cotas de apoyo de cada una de las ménsulas y cabeza de piezas.
  • Plano de distribución de paneles para poder comprobar las cotas  donde apoyarán los  paneles.

2ªFASE: REPLANTEO     

Una semana antes de la fecha prevista de inicio de montaje del prefabricado o el tiempo que esté establecido por contrato  en que debe estar finalizada y comprobada por quien  ha ejecutado la cimentación, salvo que  el propio Prefabricador tenga contratada esa partida, Se reunirán en obra:

  • El Técnico de Montaje de la empresa prefabricadora que tiene contratado el montaje
  • El topógrafo del Prefabricador  que va a comprobar que la ejecución de la cimentación es correcta.
  • El topógrafo que haya llevado a cabo la ejecución de la cimentación si esa partida no la ha ejecutado el prefabricador

Lo primero que se hará será recibir del topógrafo de la obra las bases de replanteo establecidas por éste y preguntarle por los ejes de replanteo, para que el topógrafo del Prefabricador  use las mismas referencias para hacer las comprobaciones.

A Continuación el topógrafo del Prefabricador iniciará el replanteo y los trabajos complementarios que le solicite el Técnico de Montaje del Prefabricador, y que suelen ser:

  1. Comprobará que encaja la obra con los datos del topógrafo de la constructora
  2. Verá si según las dimensiones de las piezas a montar que pueden colocarse en la posición de replanteo
  3. Tomará los datos de niveles de apoyo de pilares y riostras de apoyo de paneles si las hay

Recomiendo las siguientes tolerancias admisibles en las comprobaciones de las cimentaciones

  • Fondos de apoyo de pilares: cota real admisible =cota teorica +-1.5 cm
  • Cotas de apoyo de paneles o muros: cota real admisible =cota teórica +-2 cm

Esto evitará realizar recrecidos o picados de apoyos por diferencias inferiores a 2 cm.

Si alguna pieza no se puede colocar en su posición prevista en el replanteo, El Técnico de montaje  orientará al topógrafo si es posible desplazar en algo el replanteo, tras consultarlo a la Dirección Facultativa de la obra para evitar la realización de retrabajos innecesarios por parte del constructor, si existen errores que no permiten el encaje con la actual cimentación y siempre que no afecta al conjunto de la obra.

SI LA CIMENTACIÓN ES MEDIANTE CÁLIZ

dibujo de replanteo de pilar en cálizEl topógrafo marcará en todos los cálices de cimentación 4 marcas cuyo centro es el centro de pilar. Se recomienda  usar para las marcas un color poco usado  en las obras  que evite errores de interpretación.Foto de cáliz de pilar

SI LA CIMENTACIÓN ES MEDIANTE VAINAS

Si los pilares en lugar de cáliz se fijan mediante vainas, se comprobará el eje, la posición de las vainas, que no se han torcido en el hormigonado  y que la profundidad de las mismas es al menos la de la longitud de las barras salientes de los pilares.  Dato que recibirá del técnico de Montaje del prefabricador.dibujo de comprobación vainas en cimentación

SI LA CIMENTACIÓN ES TIPO PEIKKO

Si por el contrario es tipo Peikko, se comprobarán los ejes, que se han colocado con arreglo a la plantilla correspondiente y que las cotas superiores de los pernos salientes van a permitir situar la tuerca de apoyo en el lugar correcto.foto de cimentación mixta con peikko y vainas

Es decir las cotas superiores del perno deben de estar a la cota teórica del perno +-20 mm que es la tolerancia del fabricante.

El topógrafo marcará una raya con pintura indeleble y con el color establecido en uno de los pernos de cada grupo y que será el lugar donde debe de quedar la base del pilar al montarlo.

La nivelación de las tuercas la realizará el jefe de equipo de montaje con el nivel de mano cuando se inicie el montaje.

OTRAS CONSIDERACIONES

Si la obra tiene que empalmar con obras ya existentes o apoyarse sobre muros, ménsulas etc. realizadas con anterioridad a la fecha de entrada del personal propio, deberá el topógrafo también comprobar que las cotas coinciden con las teóricas del plano de cotas con las mismas tolerancias que he citado para el caso de cimentaciones.

Igualmente, si lo que vamos a montar es un puente, además de las cotas de apoyo de las pilas y las cotas a la que están situados los estribos, deberemos comprobar que el ancho del estribo es el correcto y que los neoprenos están pegados y a la cota y posición exacta.

Este proceso de comprobaciones se realizará tantas veces sea necesario hasta que todo el replanteo de la obra y las cotas de apoyo estén dentro de tolerancia.

Aplazándose el inicio del montaje del prefabricado hasta que todo sea correcto.

En ese momento el topógrafo entregará el plano de cimentación firmado con la fecha de finalización de comprobaciones correctas como documento registro para el Técnico de Montajes.

3ºFASE: APLOMADO

El topógrafo ya no aparecerá  en la obra hasta que,  si la obra lleva pilares o  pilas, se inicie el montaje de dichas piezas.

Algunos prefabricadores consideran que es un gasto innecesario el pagar los servicios de un topógrafo para realizar la labor de aplomado de pilares.

A mi entender es seguramente la mejor inversión para que el resto de la obra salga bien o por lo menos sin errores importantes por parte del Área de Montajes.

La colocación de Pilares y Pilas son las tareas más importantes de la obra.

Un error en la colocación de un pilar, en la fabricación del mismo o en el pedido del mismo detectado después de haberse hormigonado es uno de los problemas más graves en una obra de Prefabricado, además de dañar muy seriamente la imagen del Prefabricador.

Así pues todo lo que hagamos por detectar errores en ese momento pagará con creces los posibles problemas posteriores.

Si una obra tiene bien colocados los pilares y con sus ménsulas en la cota teórica, lo más que puede pasar es que si montamos mal los paneles tengamos que desmontarlos y moverlos, o errores menores.Foto de Pilares en una obra prefabricada

En mi opinión la forma de organizar el control de aplomado es la siguiente:

  1. Dejar establecido en el contrato que “cuando se monten pilares el hormigonado de los mismos se deberá realizar a partir de las 17.00 h y cuando el equipo topográfico del Prefabricador ha dado el visto bueno al aplomado de los pilares y de manera que todos los pilares que se monten en el día deben de quedar hormigonados” Esta simple nota o una similar en el apartado montajes del Contrato, evitará muchas discusiones durante el montaje. Si esta partida le corresponde al prefabricador, basta con tener en cuenta que personal realizará esta tarea.
  2. Durante el día el equipo de montaje estará montando pilares y realizando el aplomado ayudándose de plomadas y niveles de burbuja.
  3. El topógrafo deberá estar a las 15.00 h en la obra. Comprobará el aplomado de los pilares y apuntará las cotas reales a la que quedan todos las ménsulas y cabezas de pilar e incluso si llevan algún otro elemento, como cajas para colgar paneles . De esta manera solo pagamos por un tiempo corto los servicios del topógrafo.
  4. En cuanto los primeros pilares están comprobados y están correctos, le informará al Técnico de Montaje de la obra para que este informe al personal encargado de hacer esta tarea sea propio o ajeno para iniciar el relleno de cálices o vainas.
  5. Si existe error en alguna cota de pilar, esté no se podrá hormigonar, consultando el Técnico con Oficina Técnica del Prefabricador si es un error en la anotación en el plano o es un error real y como actuar.
  6. El topógrafo entregará el plano de cotas con su firma y fecha como Documento registro al Técnico de Montaje.

Es importante elegir un topógrafo con experiencia en prefabricado para saber lo que tiene que preparar con antelación al replanteo, aplomado etc.

Si se trabaja en la zona del Levante español, recomiendo a uno que tiene una dilatada experiencia en este tipo de trabajos. Su nombre es Esteban Company.

OBRAS EN LAS QUE NO SE NECESITA TOPÓGRAFO

Aunque no son muchas las obras que se pueden montar sin topógrafo, si lo que vamos a montar es una pequeña valla de paneles entre perfiles metálicos que ya están colocados, vamos a colocar barreras a lo largo de una carretera, montar muros de obra pública que apoyan sobre un hormigón de limpieza, un grupo de nichos para un cementerio o ese tipo de obras menores, no es que en ese tipo de obras no sea necesario el realizar comprobaciones en los apoyos y dimensiones de los lugares donde vamos a colocar las piezas, sino que ese tipo de comprobaciones pueden hacerse con un nivel óptico y una cinta métrica, por lo que puede realizarlo el Técnico de Montaje de la obra.

El Técnico de montaje que tenga asignado el montaje de este tipo de obras deberá dejar  apuntados en el plano correspondiente, los datos obtenidos de cotas de apoyo. detallando la fecha de comprobaciones y firmándolo.

Ese documento será  el registro de comprobaciones en ese tipo de obras.

Lógicamente si el Técnico de Montaje tiene formación en Topografía y la empresa prefabricadora dispone de teodolito o estación total, podrá hacer él mismo el replanteo y las comprobaciones ayudado de algún trabajador, aunque no es lo habitual en España.

One thought on “¿MONTAR PREFABRICADO CON TOPÓGRAFO O SIN TOPÓGRAFO?

  1. Muy buen artículo, aunque así leído todo parece lógico, luego en la obra en funcionamiento no se hacen los pasos lógicos y sencillos que aquí se nombran

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *